tiempo de cerar

Consejería escolar dice que es tiempo de cerar Maxwell Park de Rob Rooke.
Rob Rooke era Secretario de Actas de Carpenters Local 713 y actualmente es el Presidente de la Asociación de padres de familia y maestros de Maxwell Park. Rob escribe acerca de ser padre de familia en su blog: raisinghavana.blogspot.com.

La señalaba desde la ventanilla del coche cada vez que pasábamos por allí. Todo el verano nuestra hija de cinco años de edad no dejaba de hablar acerca del jardín de niños. Por tres años había caminado a Maxwell Park Elementary School con su madre para ir a dejar a su hermana mayor y después iba a la escuela preescolar. Ya era su turno para ir a la escuela para grandes.

En agosto Ilyana preparó su mochila e inició clases en la escuela pública de nuestro barrio tal como se había hecho desde hace 85 años. Pero ella no terminaría la primaria en Maxwell Park Elementary School. En septiembre el distrito escolar anunció que cerrarían cinco escuelas incluyendo a Maxwell Park.

Los líderes del distrito escolar vinieron a nuestra escuela y escucharon las súplicas de decenas de padres de familia que querían mantener sus escuelas abiertas. Niños, padres, abuelos e incluso bisabuelos hablaron al respecto. Nuestra escuela realmente está arraigada en nuestra comunidad: contamos con alumnos que son hermanos o primos, y muchos estudiantes son de la tercera o cuarta generación de su familia que han atendido a nuestra escuela.

Cuatro de las cinco escuelas previstas para el cierre tienen una población estudiantil mayormente afroamericana y el 98% de nuestros alumnos son niños de color. Muchas de nuestras familias son de bajos ingresos con el 85% de los niños elegibles para almuerzos gratis o parcialmente subsidiados.

Cuando los miembros del consejo escolar del distrito vinieron a nuestra escuela se sintió como si fuera un ejercicio de conveniencia política. Los padres estaban enojados, con lágrimas en los ojos, enfocados. Al contrario, los miembros de la Junta parecían estar revisando sus relojes, deseosos de salir de allí. Al final, pese a todos los argumentos expuestos, resultaba que el problema era el dinero. Y cuando se trata de un decisión entre el dinero y la gente, el dinero por lo general gana, especialmente cuando se trata de dinero contra el grupo de gente menos propensos a votar: los pobres urbanos.

Muchos padres se unieron a la lucha en las seis semanas entre esa reunión y la decisión final de la junta. Otros padres sintieron que era ya un hecho y decidieron no luchar. Aquellos ya estaban acostumbrados a ser ignorados y despreciados por el poder. Nosotros, los que se unieron a la lucha, marchamos al consejo escolar, llenamos la junta de cientos de personas y dimos un aviso de desalojo de imitación en las escalinatas de la sede del distrito. Cientos de niños hicieron sus propias pancartas. Nos entrevistaron en la radio y la televisión. Nos unimos al movimiento Ocupar y ellos nos ayudaron llenar la reunión del consejo escolar con mil personas bajo estandarte de “Salve nuestras escuelas”. Ocupar nos ayudó a movilizar a otros 3.000 personas en un mitin frente a la escuela primaria de Lakeview, otra de las escuelas en posibilidad de cierre. Finalmente se organizó una petición de destitución contra los miembros de la Junta que votaron a favor de cerrar las cinco escuelas y, para este fin, se recogieron cientos de firmas.

Sin embargo, la Junta votó y a favor del statu quo, a favor de rescatar a los bancos con tal de que los pobres paguen por ello. Las cinco escuelas están programadas para ser cerradas al fin del año escolar.

Estos cierres dejarán en su camino a cientos de padres enojados y niños decepcionados. Sin embargo, la comunidad de nuestras cinco escuelas se ha consolidado. La comunidad de padres de familia de Maxwell Park está ahora más unida que nunca. Nuestros hijos han estado educados en su derecho de luchar y de organizarse. Esta es una lección que va a durar toda la vida.

Cuando se cierra una escuela como Maxwell Park Elementary, se rompe un hilo en la historia. Se trunca la posibilidad de nuevos recuerdos y los niños son impactados, algunos más que otros. Cuando se dividen las comunidades se alimenta la ira. Pero a pesar de estos cortes y golpes, mantenemos la esperanza de que un día vamos a estar en la cima. Con la creciente ola contra la desigualdad, ese día puede ser realidad ahora más que nunca. Cuando ese día llegue y los trabajadores y los pobres estén por encima, los niños serán tratados como personas y no como meros números.

But the Board voted.  It voted on the side of the status quo.  On the side of bailing out banks and making the poor pay the tag.  The five schools are slated to be closed at the end of the school year.

 

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

Follow

Get every new post delivered to your Inbox.

Join 410 other followers

%d bloggers like this: